monumentos de Carmona

Ruta por los monumentos de Carmona

Los monumentos de Carmona

La abundancia y calidad de los monumentos de Carmona refleja la riqueza agrícola de esta ciudad  y el peso de la Iglesia en esta región desde la antigüedad.

Comenzaremos la ruta por sus tesoros barrocos, fuera de la Muralla, zona cercana a la Puerta de Sevilla, donde se encuentra la iglesia parroquial de San Pedro, del siglo XV, con gran cúpula y su alta torre campanario, la Giraldilla.
Más información en Tuismo religioso en Carmona.

Visitar Carmona
Visitar Carmona

Dentro de la muralla

Veremos las murallas y entraremos por la puerta romana y árabe de Sevilla, que da paso al  casco antiguo y recorreremos las calles blancas de esta bella ciudad.

 

El Alcázar de la Puerta de Sevilla es sede de la oficina de Turismo, destaca la Torre del Homenaje o la Torre del Oro, desde donde se puede disfrutar de una panorámica única de Carmona.

Puerta de Sevilla

Por la calle Prim llegaremos a la Iglesia de San Bartolomé, de origen gótico, hoy transformada en barroca. Destaca su torre fachada.
Más información en Turismo religioso en Carmona.

Visitamos la Plaza de San Fernando, de forma circular y rodeada de algunas casas de interés.

Entre otras nombraremos la casa mudéjar, la antigua Audiencia y el convento de Madre de Dios,  con monjas dominicas y con bella decoración interior .

En sus alrededores podemos ver en la calle Salvador el Ayuntamiento, en el antiguo convento jesuita. Destaca el mosaico romano de la Medusa.

Ver la cercana iglesia del Salvador, del antiguo colegio.Más información en Turismo religioso en Carmona.

Al sur está el Mercado de Abastos, calle Domínguez de la Haza, antiguo convento de Santa Catalina, reconstruido en el siglo XIX al estilo de las plazas mayores castellanas.

Por la calle Martin Lopez llegamos a la la iglesia Prioral de Santa María de la Asunción, un bello ejemplo del Gótico del siglo XV, de tamaño catedralicio. En su interior hay tres naves, donde destacan el altar mayor, de gran calidad dedicado a la Virgen María, sede de los patrones de la ciudad, la Virgen de gracia y san Teodomiro,
Ver Turismo religioso en Carmona.

Frente a ella están la iglesia del Convento de la Trinidad, las Descalzas, siglo XVII, agustinas, destaca el altar mayor.

En esta zona se encuentran el Palacio de los Aguilar, que fue sede de la Casa Consistorial, Palacio de los Rueda, frente a la iglesia de Santa María, en cuyo interior destaca el patio de galería baja, repleto de columnas de mármol, y en la plaza de las Descalzas el  Palacio Casa de los Dominguez, barroco, actual archivo municipal.

Detrás de la iglesia, calle San Ildefonso, tenemos el Palacio del Marqués de las Torres, ejemplo de la arquitectura solariega sevillana. Destaca su fachada de piedra y actualmente alberga el Museo de la Ciudad.

Al norte veremos el Palacio de los Lasso de Vega,  en la plazuela de su nombre, actual Hotel Casa de Carmona, un espectacular inmueble del siglo XVI al norte del casco antiguo.

En la calle Santa María de Gracia se puede visitar el Monasterio de Santa Clara,  que fabrican dulces, con iglesia al estilo de los conventos sevillanos, destaca la torre mirador del siglo XVIII.
Más información en Turismo religioso en Carmona.

En su cercanías el hospital de la Caridad, que destaca por su fachada y por su capilla, no  visitable, con cuadros de calidad.

Iglesia de Santiago desde el convento de Santa Clara Carmona

A la derecha de Santa Clara , el Hotel Alcázar de la Reina, de estilo mudéjar.

En el que residió Leonor de Guzmán, mujer del rey Alfonso XI de Castilla.

Nos acercaremos  a la Puerta de Córdoba, de origen romano, con bonitas vistas de la campiña.

Desde aquí subiremos a la iglesia de Santiago de origen gótico-mudéjar, con bella torre mudéjar de dos cuerpos. En su interior destaca el altar mayor barroco, dedicado al patrón de España.

 

Volveremos por la calle San Marcos en paralelo al foso que bordea la muralla del  Alcázar de Arriba donde podremos ver el Fortín del Cubete de forma ovalada, el primero dedicado a la artillería que se levantó por los Reyes Católicos en la Península Ibérica. La zona tiene un amplio aparcamiento.
Entramos   por la  Puerta de Marchena, al Alcázar, que domina la ciudad, cuya estructura tiene un claro origen almohade, aunque ha sufrido numerosas reformas a lo largo de la historia, destacando en primer lugar las efectuadas por Pedro I el Cruel.
Le sigue la realizada bajo el reinado de los Reyes Católicos y las hechas a partir del siglo XVII.

En la actualidad, en un ángulo de la «Plaza de Armas» se ha construido el Parador de Turismo «Alcázar del Rey Don Pedro».

De tradición arquitectónica mudéjar, que da al edificio un aspecto notable y sencillo, pareciendo desde lejos una parte más de la antigua fortaleza.

Saliendo del Alcázar en la cercana calle General Escamilla está el Palacio de Don Alonso Bernal Escamillas, con una bella  portada del siglo XVII , adornada con columnas toscanas.

Al volver pasar por la calle San Felipe,  podemos ver la Iglesia de San Felipe,  mudéjar ,siglo XIV,  destaca su torre campanario sobre su portada.

En este barrio se encuentra  el  Palacio de los Briones, del siglo XVI,   renacentista, que actualmente alberga la sede de la Universidad Pablo de Olavide y el Palacio del Marqués de San Martín, con su fisonomía de palacio musulmán, calle Ramón y Cajal.

Al norte del casco antiguo, antigua judería,  se encuentra la iglesia de San Blas , primitiva sinagoga e iglesia mudéjar con reformas barroca.


En el exterior de la muralla

Cercano a la iglesia de San Pedro está la Alameda de Alfonso XIII, jardín de principio del siglo XX,  situada en una vaguada y el modernista Teatro Cerezo.

Dirección Sevilla, podemos ver  el desacralizado Convento de la Concepción, paseo del Estatuto, que ha servido de escenario de la serie de tv de la Peste.
La Capilla de San Francisco, del antiguo convento franciscano, sede de la hermandad de las Angustias.

Capilla de San Francisco, Hermandad de la Quinta Angustia

Merece la pena visitar la Necrópolis, descubierta casualmente en 1.868, situado al oeste de la ciudad, accesos desde Sevilla.


El conjunto funerario situado en un paisaje particular, el alcor, está compuesto por varios centenares de cámaras sepulcrales, excavadas en la roca de los Alcores, en las que se practica casi exclusivamente el rito de la incineraciones, se han encontrado espectaculares ajuares funerarios, que pueden ser visitados en el propio Museo.
Destacar e como la Tumbas del Elefante o la de Sevilla.

Junto a la Necrópolis, encontramos el Anfiteatro, excavado parcialmente en la roca del alcor.

 

 

Sería  usada en los siglos I a.C. al IV d.C. Frente a estas ruinas se encuentra el Anfiteatro.


¿Te gustó este artículo?

Valóralo

Nota media / 5. Votos recibidos: